CLICK

SHOP ONLINE "HAZ CLICK"

3 mar. 2010

Cañas.

Debido a las limitaciones que tengo, pesco igual que a surf-casting pero desde embarcación porque no puedo efectuar lances largos y así suplo esos metros que me faltan. La única diferencia es el tamaño de las cañas, que serán en relación al tamaño de la embarcación. Uso cañas semi-parabólicas de entre 2,50 a 2,70 metros.
Dependiendo del cebo que vayamos a montar sea duro o blando, utilizo distintos punteros. Cuanto más duro sea el cebo, más blando será el puntero para ofrecer la menor resistencia posible a la dorada de manera que no perciba tensión alguna. Pero desde playa tendremos problemas con el lance, no sacaremos la distancia necesaria con un puntero muy blando.
Uso cañas de punteros híbridos. Las casas comerciales no se preocupan mucho de este tipo de cañas, o son muy malas y baratas, o muy buenas y caras. No existen gamas medias. Yo opto por comprar una buena caña de carbono con un buen aniñaje, la corto y adapto el puntero. Los punteros de las casas comerciales que son buenos pueden costar unos 150 euros, pero en casi todas las tiendas tienen punteros sueltos de distintas acciones a precios asequibles (20 euros) y con 3 0 4 punteros por caña tendremos suficiente para toda la temporada.
Con este tipo de cañas, no es indispensable pescar con bobina libre, la dorada no desconfìa y come casi siempre en el sitio donde está el cebo. Rara vez lleva hilo para comer el cebo en otro sitio. La posición de la caña debe de estar a unos 45 grados, siempre que lo permitan las olas y no golpeen el hilo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario